Un legionario se enfada y se vuelve a Ceuta andando

Un legionario se enfada y se vuelve a Ceuta andando

Tal día como hoy, 12 de octubre, pero de 2008 comenzó la proeza de este legionario. Tras discutir con un compañero enfiló el Paseo de la Castellana dirección Ceuta. Y lo más extraordinario, andando, con la cabra y con tan solo una muda.

El caballero legionario Matías Doncel le ha dado una soberana alegría a sus compañeros de cuartel al aparecer tres años después de su desaparición. Todo empezó un desfile del Día de la Hispanidad de 2008, cuando dicho legionario rivalizaba con sus compañeros para ver quién tenía más pelos en el pecho. Según relata un amigo del desaparecido, “la cosa estaba muy apretada, Matías siempre ha sido muy pecho lobo pero ese día al dormir boca abajo menguó y no se acicaló como era costumbre en él”. Fue entonces cuando comenzó una fuerte discusión que terminó con el final por todos conocidos. “Lo importante es que no ha estado sólo, Florinda, la cabra, con la que siempre se ha llevado muy bien no lo dudó y se marchó con él”, apunta.

Matías ha sido recibido con honores en el Tercio Duque de Alba, “le han dado el chapiri de jefe por pasear el nombre de la Legión por toda la Ruta de la Plata”. Incluso, la naviera Baleària también ha querido recococer al valiente legionario, por eso “a él, y solamente a él, le aplicaremos las ofertas que anunciamos. El resto de ceutíes, que se lo ganen”.

Pero la pregunta es, ¿qué ha pasado en estos tres años? El propio legionario cuenta a WikiCeuta sus aventura, “lo que se puede”, avisa. “Aquel día me enfadé mucho, yo soy más pecho lobo que el Jonathan, ¿se lo enseño? -insistía sin éxito- pero he aprendido a controlar los prontos que me dan”. Y como “yo soy mucho de hacer turismo, de tomarme las cosas con tranquilidad y como siempre he tenido la ilusión de hacer una guía de gasolineras para caballeros viajeros legionarios he parado en todas, además de en los bares con luces de colores, pero esto último para repostar”. No descarta una segunda guía “de baños de gasolineras o de bocadillos de jamón, con prólogo de mi amiga Toñi Palomo“. Preguntado sobre los peligros del viaje relataba como el mayor ha sido “contar sólo con una muda”.

El paso del tiempo y el esfuerzo han hecho mella en el rostro de Matías que ha perdido sus voluminosas patillas así como el color de su pelo, ya blanco. “Se me puso así al venir nadando porque una mierda para el David Meca ese, yo me he cruzado El Estrecho con la Florinda a la espalda“. Con los nervios de llegar a casa empezó a nadar y al llegar a San Amaro se dio cuenta de que le faltaba su compañera de viaje. “Sin dudarlo me di la media vuelta y a nadar otra vez”, cuenta entre risas y recordando “el cabreo que tenía la Florinda. Cuando llegué, no paraba de decirme -beeee, beee, beee- a la espalda”. Tras esta aventura el miedo que hay en el cuartel es que a Matías se le olvide algo en las próximas maniobras “porque éste se vuelve andando”.

Share Button
Fréderick Tagarnina

Periodista fanático, al borde de la enajenación mental, de la interesante y divertida actualidad caballa. Antes de llegar a WC fue 'personal assistant' de Benigno Sánchez y escribió discursos, sin zetas, a Pedro Gordillo. De ahí sus bajas pretensiones económicas

1 Comentario

Deja un comentario