Un pedo peligroso se vuelve a fugar durante un traslado policial

Un pedo peligroso se vuelve a fugar durante un traslado policial

“El tema, aunque pueda empezar a oler mal, no tiene solución porque es algo humano” aseguran desde el Sindicato Unificado de la Policía.

La seguridad en los traslados policiales se ha vuelto a poner en entredicho tras el último y más llamativo caso de fuga. Un escape que tuvo lugar el pasado martes, “en la misma puerta de la comisaría de Colón y ¡con las puertas del coche cerradas!”, explican aún atónitas fuentes cercanas al caso. “Las órdenes eran trasladar al presunto ladrón a su despacho en el Ayuntamiento” pero “no se llegó ni a arrancar el coche” porque “de repente, y sin avisar, tuvo lugar la huída”.

Si eres corto de pellejo, hay fuga seguro

Agentes policiales señalan que esta nueva fuga se precipitó “por un movimiento brusco”. Igualmente matizan que “si eres de pellejo escaso cuando te giras para coger el cinturón de seguridad, además de apretar, te despistas y hay escape seguro”. Un testigo presencial, que ha querido guardar el anonimato, ha explicado que “me llamó la atención ver a un agente montado en el coche con los mofletes colorados y, de repente, los cristales empezaron a empañarse”. Segundos más tarde, “las puertas del vehículo se abrieron bruscamente y todos salieron con mala cara. Incluso se vivieron conatos de desmayo”. Una situación que según los propios policías “se repite con más asiduidad de lo que quisiéramos”, aunque destacan la virulencia de esta última fuga, “olía a huevo podrido”. “Fijo que fue acompañada de un poco de zurrapa… ¡Vamos, que se cagó encima!”, se atreve a asegurar esta misma fuente, que preciso de atención médica.

El Delegado del Gobierno, Don Paco Antonio, ha mostrado su preocupación por las constantes fugas, más de una docena el pasado año, “a mi no se me escapan ni las lágrimas”, y ha anunciado que a partir de ahora “para mayor seguridad” los agentes deberán portar dos esposas, “una de ellas unirá lo más posible los dos cachetes del trasero para evitar nuevas fugas” así como “comer más ligero que los detenidos son muy de jugar al pilla pilla”. Por su parte, el Sindicato Unificado de la Policía ha enviado un mensaje de tranquilidad a la población porque “este nivel de escapes, aunque pueda llegar a oler mal, no tiene solución porque es algo tan cotidiano como quedar para merendar“, explica apaciguador.

Share Button
Paco Cazón

Periodista de vocación y enamorado de la fauna caballa, llegó a Ceuta a pronta edad para vender turrones en la feria. Tras estudiar periodismo en Tetuán, durante siete años, trabajó en radio, prensa y televisión hasta convertirse en uno de los responsables de WC

0 Comentarios

¡No hay comentarios todavía!

¡Puedes ser el primero en comentar en este post!

Deja un comentario