Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Yo lo siento, pero hui

Manolito Lander Bräu and colegas (Dibujo: Vicente Álvarez)Me llamaron pa trabajá y huí. Sí, me fugué, me quité der medio pa que no mencontraran. Por eso llevo tanto tiempo sin escribí ni ná, porque no quería dá pista sobre mi panadero.

Aquel fatídico día abrí er busón de mi casa y vi una carta a mi nombre. Al dorso el remitente: Ministerio de Empleo y Seguridá Sosiá. Reconosco que lo abrí con ilusión, esperando como es lo más normá, una misiva de la Señora Ministra Fátima Bañe, pa haserme cuarquié consurta de arguna duda o argo que tuviera la mujé con cuarquier cosilla. Pero cual fue mi sorpresa cuando leí que tenía que presentarme en el INEM pa una entrevista. Yo pensé en contestarle y desirle que yo na má que le consedo entrevista a Beatrí Palomo en ‘Er Paseo’, pero mi mare me dijo que no, que era pa un trabajo y se puso mú contenta, la hija de puta, gritándome que era un privilegio ar que no tor mundo tenía acseso en estos tiempo… Hasta que le paré los pié y le dije: “cuchamé, viejita, lo que é un privilegio es levantarse to los día a las dose de la mañana y tené lo justo par viví, pa tu tabaquillo, tus sien duro grifa y tus dié o dose latilla… Tó lo demá son gana de da porculo” ella nunca lo entendió y yo huí. Mi farta de conosimiento der mundo laborá me hiso pensá que eso sería como las ordene de busca y castura que hasta que no te cogen y te llevan allí no paran, asín que desidí que no vorvería a da la cara hasta que no fuera prescrito.

Me fui a la Marina, me escuendí entre los jierro der puente nuevo y al caer la noche, borracho me caí de boca. A la mañana siguiente los arbañile no me vieron, (o no me quisieron vé… Que ya sabéi que he sio mu crítico con esa obra) me echaron hormigón en lo arto y quedé atrapao en un hueco del encofrao debajo la asera. He estao semanas susistiendo en er subsuelo de la mabmarina, alimentandome de cucaracha, ratas, cochinitas y cosa aún peore como argún bis mac o hapi mil que arguien se dejaba por allí. Menos mal que ha llovío una mijilla (y para vuestra informasión el agua sigue fristandose, asín que la obra pa ná) y caía un chorrito der cual lograba bebé, porque ma dixo la Nuria Miaja que si fuera usao el agua de las fuente me fuera muerto de la enfermedá der tersio: legionela. Er caso es que he salío y me acordao mucho de ustede, der Flequi y sobre tó der trabajo ese, que espero que me haigan encontrao un sustituto que esté a la artura.

A mi el unico trabajo que me gusta hasé es filosofá con ustede, asín que como diría Arias Navarro: “Españole, Manolito ha vuerto”.

Share Button
Manolito

Soy una persona humana como otra cualquiera, con sus virtudes y sus defectos. Estudié poco, trabajé menos y tras un percance que no viene al caso me concedieron la invalidez absoluta. Desde entonces dedico mi vida a dar clases de filosofía en el kiosko del barrio. Sin mas preámbulos

0 Comentarios

¡No hay comentarios todavía!

¡Puedes ser el primero en comentar en este post!

Deja un comentario